El Suelo

Nuestros suelos mayormente son de pizarra y nos proporcionan poca cantidad de fruto pero mucha calidad. También tenemos suelos de cascajo que nos proporcionan unas uvas de excelente calidad tanto en aromas como en grado alcohólico y suelos de piedra calar que proporcionan grado y mucho color a nuestros frutos.

Esta mezcla de frutos provenientes de distintos suelos nos permite realizar los “coupages” perfectos para hacer unos excelentes caldos.

Cada año decimos que una pequeña modificación en el cultivo y en la elaboración nos permite sacar un vino todavía mejor que en el año anterior. Por ello no cesamos de innovar y de estudiar todas las posibilidades que esta gran variedad de suelos nos brinda.